Translate

jueves, 18 de diciembre de 2014

TIPS BEAUTY

Hoy os voy a hablar un poco sobre productos que uso y me encantan y también de otro que he usado y que nunca más lo volveré a hacer. 
Hace unas semanas escuché a través de redes sociales e incluso prensa, que LIDL tenía una línea de cosmética para el rostro con Q10 que era fenómena. La OCU la había incluido entre las diez mejores, si no recuerdo mal, y estaba por delante de cremas de más de 100 euros. Eso supuso una locura entre los consumidores, pues los botes en cuestión tienen un precio de tres euros y la cadena LIDL incluso tuvo que restringir el número de unidades que se llevaba cada persona a un máximo de cuatro botes.
Conseguí mis cremas, la de día y la de noche, no sin antes haberlo intentado un par de veces con éxito cero, y una vez las tuve yo estaba la mar de feliz pensando que tenía en mi poder el elixir de la eterna juventud por sólo seis euros en total.
Me gustó el olor, empezamos bien, pero al poco de ponérmela fui dándome cuenta de la cantidad de grasa que provocaba en mi piel la susodicha. Al tercer día, mi cara era un poema. Me salieron tal cantidad de granos que daba pena verme. De hecho tuve que visitar al dermatólogo por que no sólo eran muchos y grandes, también dolían. Puede que todo fuera fruto de la casualidad, he tenido problemas con mi piel desde la adolescencia y debo tener mucho cuidado, quizá por ese motivo, por poseer una piel tan sensible ocurrió el desaguisado, pero lo único seguro de todo esto, es que nunca más las usaré. Puede que estas cremas sean tan eficaces contra las arrugas por que al salir tantos granos ya ni te las ves y pasan a un segundo plano...en fin que esta es mi experiencia al respecto, ya sabéis que cada piel es un mundo.
Esta es la imagen de las cremas:


Ahora si que os voy a hablar de productos que me gustan mucho y alguno llevo años usando:

-BENETINT: lo descubrí hace muchísimo tiempo, es un tinte para labios y mejillas. Según la cantidad que pongas obtendrás mayor o menos intensidad. En los labios queda genial por que da la sensación de labio mordido, en plan ese rojito sano que parece que te acabas de comer una piruleta, el color que casi siempre tienen los niños en sus preciosos labios. En las mejillas también queda estupendo aunque yo lo utilizo menos. Dura muchísimo puesto, y lo podéis encontrar en Sephora. Lo peor, su precio que es un pelin caro aunque también deciros que un botecito dura mucho.



-SWEET KISS BY BOURJOIS: No daba con mi barra de labios adecuada. Después de mucho fracasar conocí la línea Sweet kiss de Bourjois y en concreto su número 51, me enamoré perdidamente del color y de la textura. Empecé a usarlo a diario, quedando como parte de mi identidad. Cuando terminé mi primera barra y flamante fui a comprar la segunda, cual fue mi decepción al enterarme que habían retirado esa gama y nunca más tendría mi número 51. Me faltó llorar. Mi suegra me consiguió casi de extraperlo otra más y no os imagináis que salto de alegría dí. Pero claro no son eternas y ahora viendo que me quedaba muy poco empecé a ampliar horizontes en su búsqueda. En Ebay parece que las he encontrado y pedido, ahora a esperar a ver que llega...
Que coraje dan estas cosas, seguro que a más de una os ha pasado algo parecido.


-MIRACLE DE GARNIER: Descubrí esta crema facial el verano pasado y me enganchó. Es casi cómo una BB cream pero sin tener tanta tonalidad y sin embargo da un toque fresco y sin imperfecciones a nuestro rostro. Es ideal para esos días en los que nos apetece ir en plan cara lavada, pero seamos sinceras, sin que se note lo que no debe notarse. Además tiene protección, un poquito de color y una especie de brillo que de verdad sienta muy bien. En general, las cosas de Garnier me gustan, mi piel las tolera adecuadamente y tienen un precio muy asequible.


Hasta aquí mis recomendaciones, espero que os haya gustado este post. Gracias por vuestras visitas y comentarios y pasen buen fin de semana!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+ Followers